Aceite, pan y vino es una experiencia de fin de semana en la zona sur de Las Arribes del Duero donde podrás disfrutar de la naturaleza y de la gastronomía local.

A tu llegada, te recomendamos empezar con una parada para la visita de Vitigudino y al Castro de las Merchanas en Lumbrales.

En cada municipio encontrarás toda la información en paneles con códigos QR, para que puedas descargártela actualizada.

Para tu alojamiento tenemos ofertas muy interesantes en toda la zona, pero recomendamos especialmente la zona de Ahigal de los aceiteros y San Felices de los gallegos.

Día 1 – Aceite, pan y vino en Las Arribes

San Felices de los Gallegos

Declarado conjunto histórico, es un pueblo de Las Arribes del Duero que compensa visitar debido a sus diversos atractivos como la Iglesia parroquial y su artesonado, el recinto amurallado por la Torre de las Campanas o las tres bellas ermitas que esconde.

Día 2- Aceite, pan y vino en Las Arribes

Ahigal de los aceiteros

La actividad de hoy se centran en Ahigal de los aceiteros, donde justo antes de llegar, tienes el mirador “El púlpito de las Monjas“. Se encuentra en una plataforma pequeña a modo de púlpito religioso, que casualmente se encuentra en el entorno del paraje denominado “Las Monjas”. Ofrece unas vistas de la penillanura predecesora de las arribes del río Águeda, y de las mismas Arribes, antes de su confluencia al río Duero.

Oleturismo en Ahigal de los Aceiteros

Como bien indica su nombre, esta zona es muy rica en olivos y viñedos de tradición centenaria por su orografía y su clima.

Allí podrás disfrutar de una cata en una almazara donde te explicarán con pasión, las diferentes variedades del aceite que elaboran de forma tradicional y con ella aprenderás a valorar y disfrutar del mundo del oleoturismo.

Oleoturismo Ahigal de los Aceiteros - aceite, pan y vino

Enoturismo en la Bodega Quinta las Velas

Otro punto fuerte de Ahigal es la bodega de Carmen y Enrique; Quinta las Velas, dos enamorados de Ahigal y del vino. Inmersos en una loca aventura que ya está cosechando éxitos. En ella, podrás disfrutar de una auténtica experiencia de aceite, pan y vino.

Quintas Las Velas

Sobradillo

Por la tarde, te recomendamos visitar Sobradillo, donde destaca el Torreón de Sobradillo. Se mandó construir en el siglo XV por Alfonso de Ocampo. Formó parte del castillo ubicado en la línea defensiva frente a Portugal y en él, se encuentra hoy día la Casa del Parque Natural de Arribes del Duero.

Desde Sobradillo parten 5 rutas con algo más de 100 kilómetros de caminos correctamente señalizados, que unen la población de Sobradillo con las vecinas de San Felices de los Gallegos, Ahigal de los Aceiteros y La Redonda.

El término municipal de Sobradillo, en pleno Parque Natural de Arribes del Duero, se encuentra en lugar privilegiado. Los ríos Águeda y Duero, con sus profundos desfiladeros, ofrecen al visitante parajes de gran belleza donde el granito recrea caprichosas formas y donde se puede contemplar el vuelo majestuoso del buitre o el alimoche.

Castillos, rutas históricas y naturaleza se conjugan en este territorio para una visita completa e inolvidable.

Día 3 – Aceite, pan y vino en Las Arribes

Bañobarez

De regreso, está Bañobarez, donde podrás recorrer sus calles y probar el queso biológico de Artesanos Del Arco Hernandez, uno de los quesos más exquisitos de la provincia.

Aceite y vino en Las Arribes

Vive la experiencia de pasear con burros mientras aprendes de él y de la importancia que ha tenido en nuestro medio rural. Disfrutarás además de un agradable paseo en plena naturaleza con especialistas en interpretación del paisaje y de la naturaleza.

Yecla de Yeltes

El viaje continua por Yecla de Yeltes, donde podrás visitar su museo arqueológico y sumergirte en un viaje por el tiempo desde el siglo V antes de Cristo, a la plena Edad Media.

En este edificio se presenta la cultura material y espiritual de los vetones a través de variados recursos audiovisuales y expositivos. Se muestran diferentes piezas arqueológicas originales de la cultura vetona y romana.

También se exhiben cabezas humanas esculpidas en piedra y vestigios de la posterior ocupación romana, con una importante colección de estelas funerarias.

Esperamos que os haya gustado la ruta y regreséis muy pronto. Tenemos mucho más para ofrecerte…

¿Quieres conocer otras rutas como esta? Visita nuestro blog. Te esperamos.